Archivos

Se puede comer carne…pero sin abusar

A partir de ahora comer carne procesada como salchichas, hamburguesas o embutidos será considerada una práctica de alto riesgo según advierte la  Organización Mundial de la Salud (OMS) en un reciente informe que asocia el consumo de estos productos al incremento de  contraer cáncer. Una advertencia que ha abierto un debate sobre la seguridad alimentaria y la alarma entre los consumidores.

El informe realizado por la Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer (IARC, por sus siglas en inglés), clasifica las carnes procesadas como un  carcinógeno del Grupo 1, en la misma categoría que el tabaco, el amianto y el humo del diesel, debido a los compuestos químicos como la nitrosaminas que se utilizan durante el procesado de la carne; un componente, que  ya en 2013 el estudio  EPIC sobre dieta y cáncer puso en evidencia  al alertar sobre el riesgo derivado de la utilización de estos productos para evitar la contaminación bacteriana en la carne.

La Agencia con sede en Francia, y dependiente de la OMS, abre ahora el debate sobre el riesgo de las dietas que abusan de la carne y hace una estimación según la cual, por cada 50 gramos de carne procesada consumida diariamente aumenta el riesgo de cáncer colorrectal en torno a  un 18 por ciento. De hecho, el informe incide en señalar la relación directa al consumo, que en buena lógica  debe de ser moderado.

Ante la alarma suscitada,  la Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición (SEEN)  considera que el citado informe no supone un cambio de las recomendaciones nutricionales de nuestra sociedad, puesto que desde hace tiempo se ha venido resaltando la importancia de seguir una dieta variada, equilibrada y siguiendo el patrón mediterráneo. Al respecto, la sociedad científica recuerda que la carne roja también tiene beneficios nutricionales por su contenido en proteínas de alto valor biológico, hierro, zinc y vitaminas del complejo B.

No obstante, y a juzgar por el informe anual sobre alimentación de 2014, en España el consumo medio per cápita de carne es de 51 kilos al año, lo que supone 139 gramos diarios de carne, un nivel muy elevado para las recomendaciones sanitarias internacionales. Por eso los nutricionistas coinciden en fomentar nuestro patrón de dieta mediterránea, que ha demostrado ampliamente sus beneficios en estudios como el PREDIMED.

2 comentarios

10 Noviembre, 2015 a las 2:25 pm
11 Abril, 2016 a las 6:10 pm

Dejar un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies