Archivos

Si tomas medicamentos, ¡cuidado con el sol!

Numerosos medicamentos, tanto por vía tópica como sistémica (oral o inyectable), pueden provocar que tu piel sea más sensible de lo normal al sol; es lo que se llama fotosensibilidad inducida por medicamentos y aparece cuando un fármaco, que habitualmente no causa sensibilidad, experimenta una fotoactivación al  interactuar con la luz ultravioleta (radiación solar o una fuente artificial de rayos UV).

Estas reacciones de fotosensibilidad pueden producirlas tanto los principios activos del medicamento como los excipientes que lleva en su formulación, y se pueden clasificar en reacciones fototóxicas y reacciones fotoalérgicas.

La fototoxicidad es la más frecuente (representa el 95% del total). Es una reacción de fotosensibilidad no inmunológica que produce lesiones con la apariencia de una quemadura solar muy intensa, y solo se manifiesta en las áreas cutáneas expuestas al sol. Se produce tanto por medicamentos tópicos como sistémicos y puede aparecer en la primera exposición al fármaco.

La fotoalergia es una reacción de fotosensibilidad inmunológica que afecta tanto a las áreas cutáneas expuestas al sol como a las no expuestas. Los síntomas incluyen erupción eccematosa y prurito. Se produce principalmente con medicamentos tópicos y requiere una exposición previa al fármaco.

Los principales grupos terapéuticos de medicamentos que pueden provocar reacciones de fotoalergia o de fototoxicidad, o ambas, son: anticonceptivos orales, antibióticos, antiinflamatorios no esteroideos (AINE), antihistamínicos, antineoplásicos, retinoides e inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina.

La prevención de la aparición de reacciones de fotosensibilidad inducida por medicamentos se basa en evitar la exposición a la luz solar o a fuentes de luz UV, o en eliminar la administración del medicamento. Dado que la supresión de la medicación no siempre es posible, es importante proteger la piel frente a la radiación con ropa de vestir adecuada y realizando un uso correcto de los fotoprotectores: espectro de acción UVA/UVB, FPS elevado (50+) y reaplicación cada 2 horas.

Los medicamentos fotosensibles son fácilmente reconocibles por la presencia de un símbolo característico en el envase:

 2015 07 26 icono fotosensibilidad

En la ficha técnica de cada medicamento (disponible en el Centro de Información online de Medicamentos de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios) puede consultarse si un medicamento puede provocar fotosensiblidad como reacción adversa.

El Consejo de Colegios Oficiales de Farmacéuticos (CGCOF) proporciona un listado de medicamentos fotosensibles, aunque no se trata de una lista exhaustiva, ya que está en continua revisión. Asimismo, el CGCOF dispone de la app SOLFARMA, una aplicación gratuita para smartphones y tablets dirigida a usuarios y profesionales de la salud que incluye, además de consejos sobre fotoprotección, la posibilidad de consultar aquellos medicamentos que producen fotosensibilidad.

2 comentarios

Jesús Palacio
22 Junio, 2016 a las 10:34 am
27 Junio, 2016 a las 10:55 am

Dejar un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies